Search
Saturday 23 January 2021
  • :
  • :

EDITORIAL: EL OCASO DEL PENSAMIENTO

EL OCASO DEL PENSAMIENTO

 

Cuando todo se oscurece, cuando el valor de las palabras se pierden en el laberinto de lo chabacano, entramos por caminos sinuosos y ese transito nos hace perder el horizonte del futuro inmediato, es un vació casi imposible de explicar, es como si todo diera igual es andar sin ilusión, sin esperanza.

El pensar nos mantiene siempre buscando el por que de las cosas, es como si interrogarnos permanentemente nos ayudara a encontrar el centro, salir de los bordes, casi del abismo, la deserción del pensamiento es como inmolar las palabras y dejar nuestro cuerpo desnudo, nuestra mente desprotegida acechadas por las ideologías de los fanáticos, y esta actitud es una claudicación a la existencia organizada.

Nada de lo que nos acontece en nuestros tiempos actuales, es por causas no justipreciarles , al contrario es una metodología de someter el interés colectivo, desmoralizar al ser pensante y convertirlo en un numero, inmerso en un relato de ficción ,  es una escritura maquiavélica donde la realidad social, la marginalidad, la promiscuidad de la pobreza, se pudiera novelar , y poner como actores directos a los afectados, esto aparece como una manipulación despreciable, es una exposición dolorosa , ya que después el correlato de los hechos de la realidad social mostrada, los entes gubernamentales corrompidos por una burocracia sin respuestas y preparación técnica adecuada, dejan todo sin solución. La inoperancia en el debate de las ideas pensadas para dar solución integral a todos nuestros males sociales, es el ocaso del pensamiento, y es el apropiamiento de parte de los inmorales y corruptos que hoy pululan en nuestras instituciones Republicanas. Nuestra sociedad debe volver al pensamiento activo, movilizando todos los potenciales culturales, educativos, sociales, políticos, etc. ,en un debate de ideas abierto a una pluralidad multidisciplinaria , que le den sustento a la manera de entender nuestras prioridades , y que están se conviertan en políticas de estado , que le den sustento a las instituciones de la Republica. El ocaso del pensamiento es la destrucción de la comunidad organizada, y es el caldo de cultivo para encumbrar individuos mediocres, fanáticos, corruptos, y lo mas peligroso es que en nombre de una verdad absoluta se arrogan la propiedad del pensamiento colectivo.

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *